Calzado y ropa de invierno se vende con rebajas del 50% y negocian tres meses de gracia con Ahora 12

Fuente: Infobae ~ Emergencia sanitaria mediante, el segmento de la indumentaria y el calzado transita la etapa fría del año con ventas por el piso y una incertidumbre que se agiganta cada semana por efecto del parate comercial. En ese tren, el grueso de los comerciantes comenzó a activar ofertas y “promos” con vistas a traccionar de alguna manera la demanda mediante la comercialización electrónica.

Trajes, abrigos en general, calzado de mujer, se ofrecen con rebajas que hoy pueden alcanzar al 50 por ciento pero que, todo indica, se abaratarán aún más si se prolongan las restricciones a la apertura de fábricas y locales de venta al público.

Desde organizaciones como la Cámara Industrial Argentina de la Indumentaria (CIAI) aseguraron a iProfesional que el destino del grueso de la propuesta de invierno terminará en los outlets de descuentos. En simultáneo, anticiparon complicaciones en lo referente a la confección de indumentaria de verano por efecto de la expansión del coronavirus en provincias como Chaco, distrito clave en lo que hace a la producción de algodón.

En concreto, desde la entidad dan por descontado que habrá faltantes de trajes de baño, remeras, shorts, bermudas, entre otros artículos.

En diálogo con iProfesional, Alicia Hernández, gerente general de la CIAI, comentó además que los empresarios del rubro negocian con el Gobierno la posibilidad de otorgar 3 meses de gracia a quienes concreten sus compras bajo el paraguas del programa Ahora 12.

“Se está dialogando al respecto con el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas. Estamos pidiendo que quien compre con Ahora 12 recién abone la primera cuota al cuarto mes de concretada la transacción. O sea, exceptuar del pago a los consumidores por el lapso de 3 meses”, explicó.

La ropa no se vendió

Hernández sostuvo que, con relación a las colecciones de invierno, “la mitad de la ropa no se vendió” y de ahí la proliferación de precios bajos en la mayoría de las tiendas que comercializan de manera electrónica.

“Lo que no se vendió ya no se va a vender. Buena parte de la mercadería de temporada será rematada en los outlets. Hoy es común ubicar prendas con rebajas del 50 por ciento, también ofertas de 2×1. La ropa de dama, las propuestas para fiestas y eventos, las botas de mujer, ya están en la instancia de la liquidación”, aseguró.

Hacia adelante, Hernández anticipó que habrá faltantes en lo referente a las colecciones de primavera y, sobre todo, verano.

“Las tejedurías, las hilanderías, tienen complicaciones para hacerse con materias primas. Y muchas de ellas no están trabajando también por cuestiones de protocolo sanitario. En cuanto a los insumos, el gran problema que estamos viendo es la dificultad para acceder al algodón. La cosecha en Chaco se ha visto sumamente afectada por la proliferación de la enfermedad en esa provincia”, explicó la directiva.

“Todo eso permite pronosticar que se complicará el abastecimiento de prendas para el verano. La producción interna está atada fuertemente a ese algodón que falta. Trajes de baño, shorts y bermudas, remeras, vestidos, pantalones tres cuartos, son algunos de los artículos que van a escasear por la situación que sufren los fabricantes. La importación de esta ropa también está complicada. Lamentablemente habrá escasez de prendas y, al mismo tiempo, incrementos de precio por esa misma complicación”, concluyó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *